Terapia de pareja

Terapia de pareja en Las Palmas

terapia de pareja

Las Terapias de Pareja son uno de los problemas más comunes en nuestra sociedad.

La gran mayoría ya argumentan que han "probado de todo" para poder salvar su relación. Es quizás el último paso para poder arreglar la relación de pareja; si no se arregla lo más probable es que se produzca una rotura.

Las fuentes principales suelen ser a nivel de bienestar o de confilctos y problemas. A continuación os nombramos algunos de los problemas más habituales:

  • Menor rango de intercambio de incentivos entre ambas partes. Suele ser material, de forma verbal, cariño y afecto, etc. Ello hace que se produzca malestar e insatisfaccion
  • Menor capacidad de resolución de problemas. Discusión negativas afectan directamente a la comprensión que uno tiene hacia el otro. También conlleva a pensamientos e interpretaciones erróneas
  • Centrarse en la negatividad y no en la positividad. Se crea un bucle en el que solo se fijan en lo malo en lugar de lo bueno
  • La pérdida de ilusión y motivación

Cada pareja puede manifestar estos problemas, pero eso no quiere decir que pueda manifestar algunos otros. Es imprescindible definir los problemas con exactitud para poder ofrecer resoluciones a sus problemas en el menor plazo posible y con la mayor precisión de acierto existente. Aunque no lo parezca las terapias de pareja son de los problemas de más quebraderos de cabeza pra los psicólogos en Las Palmas.

El proceso de evaluación determinará de qué modo hay que enfocar los problemas en cuestión. Ello se basa en:

  • Descripción de los problemas que sufre la pareja
  • Patologías de cada parte
  • Aspectos positivos de la relación
  • Evaluar el grado de comunicación entre ambas partes
  • Solución de problemas
  • Habilidad para las negociaciones
  • Utilización de estrategias para la resolución de confilctos

El objetivo de la terapia de pareja reside en potenciar los intercambios positivos entre ambos. Deben expresar sus sentimientos positivos, deseos, muy importane aprender a manejar los momentos de discusión. Mejora de la habilidad de expresar cosas positivos sobre la otra persona o sobre la relación en sí.
También hay que señalar que según el caso, algunas parejas les conviene mejor una ruptura que el intento de reconciliación de ambos.